RELATOS: El tren, el despierto y el culpable. Por MATEO PÉREZ BRUNO

Vos no firmaste la condena, pero si exhibís tu arma ante mí, listo para acabar lo que otro empezó.

 El tren avanza y todos están dormidos. Dormidos de forma inconsciente, tal y como debería estar yo. Asustados, en pánico, viendo por las ventanas con terror como el movimiento cada vez es más rápido. Niños gritan de miedo, hombres y mujeres lloran por la aparente muerte que los espera, y mientras tanto, nadie hace nada. Seamos justos, ninguno de ellos podría, están dormidos, dormidos en una pesadilla donde el puente que debería cruzar este tren explotó por alguna razón que ellos desconocen. Y es de esperarse, alguien que duerme no pueden conocer lo que pasa en el mundo de los despiertos, que seria, a mi manera donde yo me encuentro.

 Si te soy sincero, yo tampoco sé exactamente por que explotó el puente. Seguro el que firmó la sentencia dio alguna explicación, sino, no estarías acá ejecutando el final de mi juicio. El tren no se detiene, y es que estoy despierto, y eso es lo más doloroso. Los dormidos solo son conscientes de que este podría ser nuestro final. De que cuando el tren llegue a destino, ya no habrá marcha atrás. Quizá, aquella monja, con el rosario pegado a sus manos, ya haya dejado de pedirle a su dios que la salve, y solo le pide que la deje ir con él al reino de los cielos. Quizá alguien en el vagón crea en la resurrección, y en el fondo cree que, al momento del choque, cerrara los ojos como un humano, y los abrirá como un animal. Pero ninguna de las creencias importa, puesto que ellos están dormidos.

Por mi lado, es incluso más desesperánzate. Yo estoy despierto, y no solo soy consciente de que quien escribió estas líneas hizo cada parte del tren, cada chirrido de las ruedas que llegan a mis oídos, cada partícula de humo que sale de la chimenea, todo para matarnos. Quién dio la orden, pensó desde las más delicadas costuras del asiento hasta la fría y tosca maquinaria del motor, todo con un mismo fin.  Lo peor de todo es que, por la razón que sea, al estar despierto, no solo soy consciente de mi lugar en el espacio, sino que, además, soy consciente del tiempo. Sé porque pasa, porque se detiene, porque retrocede o incluso avanza a gran velocidad. Mi tiempo es un bucle a tu disposición, como el de todos los dormidos, y esa es tu arma, y esa es tu culpa.

 Mi tiempo no avanza si no seguís leyendo; pero seguís acá. Espectante, ejerciendo tu único y gran poder sobre todos nosotros. ¿Cuántas veces leíste el final de la historia ya? ¿Cuántas veces provocaste una y otra vez el mismo sufrimiento? ¿Cuántas veces retrocediste? ¿Cuántas avanzaste?. Mi tiempo se mueve a tu merced, vos no firmaste la condena, pero si nos ejecutas una, y otra, y otra vez. ¿Se siente bien? Al menos confírmame eso, aunque claro, no puedo escucharte. Muchos viven con la incertidumbre de si existe o no, un ser por encima de nosotros, pero mi condena es diferente. Yo estoy condenado no solo a saber que ese ser existe, además estoy condenado a saber que no le importamos.

 Podría pedir piedad, como siempre, el tren ya casi llega a su trágico destino. Pero, por más que lo haga, eso no cambiará nada. Por más que te haga pensar en cada niño, abuelo o quien sea en este tren, lo único que lograré es que, al matarnos, lo hagas con lagrimas en los ojos. Todo dará igual, y lo volverás a hacer. El tren esta por caer, perder la conciencia, avanzaras con la historia. Cuando la acabes, y decidas volver a leer, empezara el castigo otra vez, y yo lo sabré. Porque esa es la condena del despierto, y si bien no diste el punto final de la historia, si lo leíste, y eso, te hace culpable. Porque jamás entenderás el castigo del despierto, porque para vos el tiempo para vos solo avanza… o acaso… ¿vos también estarás dormido?.



Categorías:El Muro

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: